El Instituto de Oncología y Radiobiología expulsa al científico Oscar Casanella

Archivado en:

  • El Instituto Nacional de Oncología y Radiobiología (INOR) expulsó este martes al bioquímico Oscar Casanella Saint-Blancard, quien trabajaba en ese centro desde 2004, informó el propio afectado a DIARIO DE CUBA.

Casanella llevaba varios meses en conflicto con la dirección del INOR, después de haber sido sancionado a 30 días sin sueldo a finales de 2015 por una supuesta "falta ética" que negó haber cometido.

"Me quejé de los abusos y obstáculos que me pone el vicedirector (de Investigaciones y Docencia, Lorenzo Anasagasti) en mi labor diaria y me limité a exponer los hechos sin faltas de respeto", explicó entonces. El científico acudió al Órgano de Justicia Laboral de su centro, que declaró "sin lugar" su apelación.

Casanella dijo que en los últimos días estuvo bajo un "un fuerte acoso". Señaló que el pasado 2 de junio, Anasagasti lo amenazó con sancionarlo y expulsarlo por haberse ausentado el miércoles 18 de mayo.

"Ese día a las 3:00 de la tarde asistí con mi amigo, el doctor en Ciencias Biológicas Ariel Ruiz Urquiola, en acto de solidaridad, a la comparecencia pública de su caso, donde se iba a ventilar la expulsión de este biólogo del Centro de Investigaciones Marinas", dijo Casanella.

Añadió que el 31 de mayo, al salir del comedor del INOR, un individuo que se identifica como Alberto y que lo ha "secuestrado, coaccionado e intimidado sin identificarse en ninguna ocasión" le preguntó "con cinismo" por su trabajo.

"Le respondí en alta voz que me iba muy mal, que desde 2013 apenas he podido trabajar y que tanto Lorenzo Anasagasti como él son los principales responsables de mis limitaciones laborales. Lo califique de 'chivatón' y le dije que no hay diferencia entre un esbirro batistiano y su proceder contra mí", señaló.

Casanella cree que el hostigamiento que ha sufrido por parte de la dirección del INOR y de la Seguridad del Estado se debe a sus relaciones con opositores políticos a los cuales conoció a través de su amigo Ciro Javier Díaz Penedo, miembro de la banda contestataria de punk rock Porno para Ricardo.

El científico estuvo entre los detenidos durante la ola represiva que se produjo cuando la artista Tania Bruguera intentó realizar una performance en la Plaza de la Revolución en diciembre de 2014.

Casanella fue expulsado antes de la Facultad de Biología de la Universidad de La Habana, donde trabajó como profesor de Inmunología. "De un día para otro, sin más explicación, no solo se me prohibió impartir clases sino que la decana de la Facultad, Alina Forrellat Barrios, en presencia de un grupo de estudiantes y personas se dirigió a mí en mala forma y me gritó, prohibiéndome la entrada a dicho centro", relató.

Las represalias contra Casanella en el INOR han incluido impedirle el uso de internet, así como la colaboración con otros grupos de investigadores "por falta de acceso a los laboratorios". También se le ha impedido impartir clases y cursos en el centro.

El científico ha presentado denuncias ante el secretario del buró sindical del INOR, Roberto Ortiz, la Fiscalía y el Ministerio de Salud Pública, porque considera que el vicedirector Anasagasti ha cometido en su caso violaciones Código de Trabajo, con la complicidad de los miembros del Órgano de Justicia Laboral de base.

Casanella señaló que desde el 3 de febrero de este año está esperando el pronunciamiento del Partido Comunista del INOR respecto a las violaciones del Órgano de Justicia Laboral con respecto a todos los obstáculos puestos por su jefe a su desarrollo profesional.

"Por todos estos eventos, sumado a mi incertidumbre como trabajador del INOR, decidí acudir a un especialista en salud mental quien me diagnosticó estar sufriendo una 'reacción situacional de naturaleza ansiosa'", dijo.

"En lugar de invertir mi tiempo en la lucha contra el cáncer, mi doctorado y la docencia, desgraciadamente y en condiciones de un ya evidente daño psíquico tengo que dedicarme a exigir mis derechos laborales", lamentó.

La expulsión de Casanella se produce pocos días después de la del también científico Ariel Ruiz Urquiola por parte del Centro de Investigaciones Marinas (CIM) de la Universidad de La Habana.

En abril, otra entidad de la Universidad, el Centro de Estudios de la Economía Cubana, expulsó al profesor Omar Everleny Pérez, un analista consultado con frecuencia por la prensa extranjera y que ha hecho algunas críticas a medidas económicas, aunque sin oponerse al régimen.